Sin Final en el Guión

DARK “EL UMBRAL DEL TIEMPO”

Haber visto Dark es como traspasar un umbral, sí, me he sentido como Caroline en Porltegeist frente al tv, siendo abducido hasta otro mundo que me ha fascinado por lo original de su argumento, el dominio del pulso narrativo, la belleza de muchos de sus montajes y la exquisitez de su diálogos y ahora, embriagado de arte y con jet lag, salgo a través de la pantalla cual Samara Morgan en La Señal, no para que paséis una maldita cinta vhs sino para contagiaros mi regocijo y entusiasmo.

No hay nada que resulte más surrealista que poder retroceder en el tiempo y ser testigos de cómo nuestros padres se conocieron o comprobar atónitos como el que ahora aplica la ley en nuestra ciudad no era más que un golfo que deambulaba sin rumbo fijo por las calles de una ciudad que resulta desnuda en comparación con la imagen más reciente que tenemos de ella.


Si, ya se, cuestiones como esas ya las plasmaron Zemeckis y Spielberg en su trilogía de Regreso al Futuro, pero lo que no se les ocurrió ni a ellos ni al que inició la fantástica aventura de viajar en el tiempo, el escritor H.G Wells en el año 1895 con la publicación de su novela “La Máquina del Tiempo”, fue revestir una siniestra trama, en la que en un hermoso pueblo alemán aparecen los cuerpos de niños hace décadas desaparecidos mostrando en todos los casos unas crueles quemaduras en sus ojos ,con paradojas temporales, luchas de poder y un mosaico de personajes que por sí mismos constituyen cada uno de ellos los símbolos de un jeroglífico que a lo largo de diez episodios se nos irán revelando.
Es en ese aspecto donde más mérito le encuentro a esta genial serie alemana apadrinada por el canal Netflix y creada por el suizo Baran bo Odar y la germana Jantje Friese, saber combinar las dosis adecuadas de misterio y suspense sin agobiar a los espectadores con enigmas irresolubles pues lo que en un episodio nos causaba la mayor de las confusiones al otro se nos van dando datos reveladores e incluso seremos sorprendidos gratamente con montajes al estilo Brian de Palma con la división de la pantalla en varias escenas donde prácticamente se nos dice que dos más dos son cuatro.


Seguro que habéis leído o escuchado comparaciones con la extraordinaria Stranger Things e incluso con la controvertida tercera temporada de Twin Peaks. Nada más lejos de la realidad, Dark es una serie más adulta y con una base científica que invita a teorizar más que a fantasear, sus personajes están atormentados por distintas razones y no les importa mantener una larga conversación bajo una lluvia torrencial y maravillosamente fotografiada puesto que sus mentes y corazones solo quieren encontrar respuestas a las terribles y misteriosas circunstancias que les ha tocado vivir. En cuanto a quienes les quieren encontrar similitudes con la obra de Lynch, solo les diré una cosa con el mayor de los respetos; Dark no es una tomadura de pelo.
La serie es tan oscura como su nombre en su planteamiento y desarrollo, densa como el boscoso pueblo donde acontece la acción, fría como muchos de los personajes que despertarán nuestras sospechas e incluso divulgativa por muchas de las cuestiones científicas que plantea y que a los más curiosos nos avivarán las ganas de recabar más información.


Pero un barco no solo navega gracias a su capitán y la fenomenal tripulación que conforman el elenco de esta odisea, que promete segunda temporada, no tiene nada que envidiar a aquéllos valerosos héroes que siguieron a Ulises en la obra relatada por Homero. Puede que sean rostros desconocidos para la mayoría del público, pero tienen tras de sí una dilatada experiencia que se nota en la fuerza que imprimen a sus personajes como es el caso de Oliver Masucci como Ulrich Nielsen. Seguro que en un futuro cercano veréis a muchos de ellos asomarse a producciones americanas. Tiempo al tiempo (nunca mejor dicho).
En definitiva, la serie atrapa de principio a fin y vale la pena cada segundo de nuestro tiempo que dediquemos a su visionado y recordad, queridos lectores, que el tiempo es la cosa más valiosa que una persona puede gastar

 

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *